Fallece a los 80 años, el mítico productor Tommy LiPuma

Ha fallecido a los 80 años en Nueva York el productor Tommy LiPuma. Tras una breve enfermedad, nos ha dejado una de las grandes leyendas de la producción. Ganador de 5 premios Grammy, con 33 nominaciones, los discos que él produjo vendieron más de 80 millones de discos.

Nacido en Cleveland, Ohio, el 5 de julio de 1936, comenzó tocando el saxofón, y tocando en Big Bands de la época. Pero pronto entró en contacto con la parte ejecutiva de las discográficas. En 1961 se unió a Liberty Records, y allí dentro del recién adquirido catálogo de Imperial Records, comenzó a trabajar produciendo demos para jóvenes compositores, tales como Jackie DeShannon y Randy Newman.

En 1964 produjo su primer disco, a unos jóvenes paisanos de Cleveland, que se hacían llamar The O’Jays, consiguiendo un primer éxito en las listas de R&B. En 1965 Herb Alpert y Jerry Moss viendo el talento del joven productor, lo contrataron para que llevara las labores de producción en su sello A&M. Produjo clásicos como Guantanamera de The Sandpipers o The more I see you de Chris Montez.

Sin embargo los estilos de LiPuma iban por otros derroteros y forma Blue Thumb junto a Bob Krasnow en 1968, allí Tommy LiPuma comenzó a forjar su leyenda con producciones para el sello con artistas como Phil Upchurch, Ben Sidran, Gerry Rafferty, The Crusaders, Hugh Masekela, Ike & Tina Turner, the Pointer Sisters, Dave Mason, y Dan Hicks and His Hot Licks entre otros muchos.

En 1973 Columbia, que dueña de parte de su sello Blue Thumb, le puso a trabajar con Barbra Streisand, para crear un álbum que se llamó The way we were, que se publicó en 1974 en enero. En el disco LiPuma co produjo junto a Marty Paich y Wally Gold. El disco fue un éxito y ya trabajaba el ingeniero sobre el que Tommy descansaba todo su trabajo, Al Schmitt.

El éxito del disco que fue #1 en los Estados Unidos, le hizo fichar a finales de 1974 por Warner Bros. Allí desarrollaría sus mejores trabajos. En 1976 produjo el disco de George Benson, Breezin’. El disco cambió los conceptos del jazz contemporáneo y le dio su primer Grammy, además de convertirse en el primer disco de jazz en vender 4 millones de copias en los Estados Unidos. George Benson se convertiría en uno de sus artistas fetiche, con el que trabajaría en numerosas ocasiones.

En Warner trabajó con artistas como Michael Franks, Al Jarreau, Stuff, Eumir Deodato, Bill Evans, Antonio Carlos Jobim, João Gilberto y Dan Hicks. En 1978 A&M lo vuelve a llamar para llevar Horizon Records, donde le dio la oportunidad de trabajar con Brenda Russell y Dr. John. A finales de 1979, Warner le nombra Vicepresidente de Jazz y Progressive Music, y sigue trabajando en los 80 con leyendas como Randy Crawford, Peabo Bryson, Patti Austin, Yellowjackets, Michael Brecker, David Sanborn, Bob James, Miles Davis, Earl Klugh, Randy Newman, Dr. John, y Aztec Camera. Es una de las etapas más doradas de su carrera. Su último trabajo para Warner fue el disco de 1990 con Everything But The Girl, The language of life, un disco exquisito.

En 1990 se convierte en Vicepresidente de Elektra Records y firma uno de los discos más vendidos en los 90, Unforgettable … with Love de Natalie Cole. LiPuma produjo 8 canciones del disco, además de ser productor ejecutivo, del disco más vendido en la carrera de Natalie Cole con más de 10 millones en todo el mundo.

De 1994 a 2011 trabajó básicamente para el sello de jazz GRP/Verve. Allí conoció a la que entonces era una prometedora cantante, Diana Krall, a la que terminaría produciendo 12 discos, entre ellos discos que vendieron millones como When I look in your eyes y The look of love. En los últimos años trabajó con artistas como Michael Bublé e incluso Paul McCartney, al que produjo su disco Kisses on the bottom de 2012.

Su último trabajo verá la luz el 5 de mayo de 2017, el nuevo disco de Diana Krall, Turn up the quiet. Fallecía en Nueva York, el 13 de marzo, uno de los más grandes productores de la historia, Tommy LiPuma.

Be the first to comment

Leave a Reply