Fallece a los 81 años un mito, el cantante y compositor country, Glen Campbell

Ha fallecido a los 81 años la leyenda del country Glen Campbell, en Nashville, Tennessee. No por esperada, la noticia deja de ser triste. Se marcha un caballero, unas de las más grandes estrellas de finales de los 60 y principios de los 70, un artista capaz de hacer el crossover entre el country y el pop, y dejar momentos tan memorables como Gentle on My Mind, By the Time I Get to Phoenix, Wichita Lineman, Galveston y por supuesto sus dos #1s en las listas de pop americanas, Rhinestone Cowboy y Southern Nights.

La carrera de Glen Campbell duró más de 50 años, nacido en Billstown, Arkansas, el 22 de abril de 1936, publicó más de 70 álbumes y vendió más de 45 millones de discos. Colocó más de 80 canciones en las listas americanas, juntando las de country y pop. En 1967 hizo historia al ganar 4 premios Grammy. Además al año siguiente ganaría el premio al álbum del año con By the time I get to Phoenix, y fue nominado en otras 11 ocasiones. En total ganó 10 premios Grammy. Ganó 10 ACMs, 3 American Music Awards, 2 CMAs, y 3 Dove Awards.

Su carrera musical comenzó pronto en Alburqueque en 1954, en la banda de su tío, Dick Bills and the Sandia Mountain Boys. En 1960 se trasladó a Los Ángeles para trabajar como músico de sesión, uniéndose a The Champs. Mientras grababa y componía canciones. Las demos que grababa le permitieron entrar como músico de sesión en The Wrecking Crew, un grupo de músicos que tocaba en el circuito de Los Ángeles, con artistas como Phil Spector, desarrollando el famoso Muro del sonido de Spector, y tocando con artistas como Bobby Darin, Ricky Nelson, Frank Sinatra, Elvis Presley, o The Monkees.

En 1961 consiguió grabar su primer single Turn around, look at me, con poco éxito, aunque la colocó en el #62 de las listas generales. En 1962 fichó por Capitol Records y en 1964 y 1965 se marchó de gira junto a los Beach Boys. Llegó a tocar la guitarra en Pet Sounds. Luego en 1966 giró junto a Ricky Nelson.

Mientras en 1965 colocó su segundo medio éxito, en el #45 su tema Universal soldier. Pero los éxitos no llegaban y Capitol pensó en despedirlo, pero en 1966 se une al productor Al De Lory y juntos colocan Burning bridges en el top 20 de las listas de country en 1967. Su siguiente colaboración alumbró la obra maestra Gentle on my mind, el disco fue #1 en las listas country y top 5 en las de pop.

Su siguiente trabajo By the time I get to Phoenix de Jimmy Webb funcionó igual de bien, la canción que daba título al disco, fue #2 en las listas de country y #26 en las de pop. Siguieron más éxitos como I wanna live en el #1 de las listas country, al igual que Wichita lineman también de Jimmy Webb. El disco del mismo título fue además su único #1 en las listas de álbum pop.

Campbell se consagró entonces como un habitual del top 40 americano, con éxitos año tras año, Galveston, Try a little kindness, Everything a man could ever need la clásica It’s only make believe, que fue top 10 en las listas de pop y muchos otros.

Los 70 comenzaron con cierta tranquilidad, hasta que llegó 1975 y un disco llamado Rhinestone cowboy, la canción que daba título al disco, de Larry Weiss, se convirtió en un clásico de la noche a la mañana, llegando al #1 en las listas de country, de pop y de adult contemporary. La canción es uno de los grandes clásicos de la música. Otro gran éxito fue a continuación el medley de Don’t pull your love y Then you can tell me goodbye que fue top 40 en las listas de pop.

En 1977 consiguió su último gran éxito con Southern nights, tema del gran Allen Toussaint,, que fue #1 en las listas de pop, su segundo y último #1 en las listas de Billboard en el Hot 100. Campbell seguiría colocando éxitos en las listas de country, pero ya no volvería a hacerlo en las de pop.

A finales de los 60 tuvo su propio show en la televisión The Glen Campbell Goodtime Hour, donde trajo a artistas como los Beatles, David Gates, Bread, The Monkees, Neil Diamond, Linda Ronstadt, Johnny Cash, Merle Haggard, Willie Nelson, Waylon Jennings, Roger Miller, y Mel Tillis. Presentó los Americana Music Awards durante tres años en los 70, y luego apareció en multitud de programas.

En 2011 se le diagnosticó Alzheimer y Campbell se embarcó en su Goodbye tour que cerró en Napa, California el 30 de noviembre de 2012. Quiso grabar un último disco, y aunque tardó 5 años en terminarlo, hace solo unas semanas lo publicó, titulado premonitoriamente, Adiós.

Be the first to comment

Leave a Reply